06 noviembre 2009

Mermelada de higos

Me han regalado unos higos, de color morado, recién cogidos del árbol, son ya los últimos de la temporada pero están todavía ricos.
Sus propiedades nutritivas son numerosas; antioxidantes, contienen potasio y magnesio, mejoran el tránsito intestinal (seguro que ésto no lo sabía José Coronado, jeje), el sistema inmunitario, la hipertensión arterial, el colesterol, etc..., pero no son aconsejables para la insuficiencia renal.

Una curiosidad sobre los higos: Hipócrates recomendaba ésta fruta para los estados febriles, y la sabiduría popular los recomienda como un buen remedio para ablandar la tos y favorecer la expectoración, cocinándolos en leche hirviendo y miel.

Es una de mis frutas preferidas, y aunque me gusten mucho no podía "dar buena cuenta" de tanta cantidad, así que decidí hacer mermelada y unas tartas.
He probado la mermelada de higos verdes pero no sabía si con éstos quedaría bien. Tengo que decir que me ha sorprendido el sabor muy gratamente (no me gustan las mermeladas demasiado azucaradas), queda con una textura ligera y las pepitas son muy finas, casi ni se notan.

La receta es muy fácil de elaborar, no quería complicarme demasiado, y además de comerla en el desayuno con las tostadas, combina muy bien con cualquier queso (fresco, de oveja, de cabra), con paté, frutos secos, etc..

Ingredientes
-por cada kilo de higos:
1/2 kilo de azúcar

Elaboración
Lavar los higos, quitarles el rabillo y pelarlos. Partir cada uno en cuatro trozos y ponerlos en un recipiente junto con el azúcar, remover para que se impregnen bien. Dejarlos "macerar" durante unas 10 horas, y pasado ese tiempo ponerlos al fuego durante unos 30 minutos aproximadamente. Pasarlos por el pasapuré y volver a dejarlos en el fuego durante otra media hora o hasta que coja la textura que os guste.

**Si hacéis mucha cantidad, podéis envasarla en frascos: limpiar bien los frascos y hervir las tapas durante 10 minutos. Llenarlos y dejarlos abiertos varias horas hasta que la mermelada se enfríe. Colocar las tapas bien apretadas e introducir los tarros en agua, que queden cubiertos y llevarlos a ebullición. Tenerlos hirviendo durante unos 20 minutos. Dejarlos enfriar en el agua.


10 comentarios:

Luisi dijo...

Hola, Nunca he probado esta mermelada, pero seguro que esta muy rica.
besos

Espe dijo...

que rica,asi con pan tostadito,una taza de cafe,mmm,madre mia,me pierdo............

Ana Powell dijo...

Me encantan los higos, pero aqui en Inglaterra son muy caros.
Excelente mermelada x

Marta dijo...

Muy rica la mermelada de higos, te ha quedado con una pinta estupenda.
BNesitos

Marijo dijo...

Luisi, para la próxima temporada de higos, anímate y la haces, te gustará.
Besos

Marijo dijo...

Espe, y con mantequilla......
Un beso, simpática.

Marijo dijo...

Ana, pues aquí no creas que están baratos. En varias ocasiones he comprado la mermelada de higos en Portugal, porque aquí no la encontraba y era muy buena.
Besos

Marijo dijo...

Marta, si que me ha gustado mucho, tanto la textura, sabor y color. Será que me gustan las mermeladas, no sé.....
Un besazo

Titaniii dijo...

Hola Marijo!!
He descubierto tu blog buscando una receta de limón. me acabo de dar una vueltecita y he visto recetillas buenísimas que me han entusiasmado. Ahora mismito voy a ver la mermelada de calabaza, pues tengo en la nevera una entera y no sabía que hacer con ella (estamos hartos de tanta crema y puré de calabaza) (es que mi vecina me regala una a la semana) y esta mermelada de higos la veo estupenda. Bueno, que tengo horas para explorar detalladamente tu blog!!! Me alegro de haberte conocido (la tarta de limón es la causante) y ya te diré que tal.
Un saludo y hasta pronto.

Marijo dijo...

Titaniii, yo también me alegro de conocerte. Acabo de pasar por tus blogs y me han parecido muy interesantes y con buenas ideas (los veré más detenidamente).
Besos